REGRESAR

Nutrición en ponedoras: lo que debemos saber sobre las etapas de cría y levante

25 / 09 / 2019

En las etapas de cría y levante, el desarrollo del tracto gastrointestinal tiene mucha relevancia ya que, no solo permite al ave el fortalecimiento de su sistema inmune, sino que permite  la entrega de todos los nutrientes para un sano desarrollo de los sistemas óseo,  muscular y reproductivo. Todos son aspectos relevantes para lograr aves adultas sanas, productivas, y con excelente conformación ¿Qué debemos tener en cuenta, desde la nutrición, para estas etapas? Le contamos aquí. 

Por Equipo Técnico

Retos nutricionales en la cría 

Está comprobado que cumplir una curva de crecimiento de acuerdo con el perfil determinado por la genética, nos dará excelentes frutos en la etapa productiva del ave. De igual manera, está fundamentado que lograr el peso a la semana 5 de la pollita, nos permitirá impactar en diversos parámetros zootécnicos de la etapa productiva, como: pico de producción, persistencia en el pico de producción, persistencia en el ciclo productivo y sobretodo en la viabiliad de las aves al final de su ciclo productivo. 

¿Cuál es el reto principal en esta etapa? Lograr un buen peso.

Para lograr cumplir el peso a la semana 5, lo más recomendable es tener dietas con buenas fuentes proteicas biodisponibles, teniendo siempre en cuenta que una polla no come más de 900gr en este periodo. 

Pero la composición del alimento no es el único factor, el óptimo resultado del peso es la consecuencia de múltiples factores como el manejo, la sanidad, y la nutricion. Y dentro de esta integralidad, es importante asegurarnos de tener una buena composicion y presentación del alimento ¿qué recomendaciones debemos tener presentes? 

Lo primero es contar con marterias primas de alta digestibilidad y buena calidad. La presentación del alimento tiene un impacto importante dentro de los objetivos de consumo y peso del ave; es por ello que lo ideal es poder tener en las primeras semanas un alimento con presentación quebrantada, con baja presencia de finos, y ya en la edad de 5 semanas poder comenzar con alimento en presentación en harina. 

Si es en harina, que sea fina, que la polla pueda consumir no solo el grano de maiz, sino también el polvo donde están todas las vitaminas y los minerales que nos van a aguantar hacia el final del ciclo. Ahora, estos nutrientes están garantizados, pero el reto es asegurar el consumo. No basta enfocarnos en ganar peso desde la composición nutricional, el consumo es igual de relevante. 

Las genéticas nos sugieren unos consumos proyectados semana a semana. La recomendación es cumplirlos, por múltiples razones: la primera de ellas es porque garantiza el aporte de nutrientes, que es lo más importante. Además, porque no se trata de llegar al peso por cumplirlo, es llegar con buen músculo, con una buena conformación ósea, un buen tracto gastrointestinal, empezando por buche, molleja e intestino, y también para alcanzar un sano desarrollo en los órganos como el hígado y el páncreas. 

Desarrollo de la polla

Desde la línea genética nos indican también cómo deben ser estos órganos, cómo debe ser su tamaño en relación con sus huesos y músculos, y su capacidad. Cuando cumplimos esa relación alométrica, logramos buen desempeño, longevidad y una buena persistencia en producción. 

Desarrollo de la polla

¿Qué pasa si no ganamos peso? Generalmente podemos pensar en reforzar dieta, pero siempre debemos concebirlo como un TODO, la nutrición hoy es holística, funciona como sistema integral y depende de múltiples variables.

¿En qué me puedo apoyar para conocer ese TODO? En herramientas y tecnologías como el internet de los animalesque medirán en tiempo real y me dirán en qué temperatura tenemos a las aves, la humedad y el pH (recordemos que cuando es muy baja la humedad, debemos agregar electrolitos al agua para que se mantengan lo suficientemente hidratadas), el nivel de amoniaco y recomendaciones sobre la velocidad del viento, entre muchas otras variables. 

Contar con un buen programa de manejo sanitario, y un plan vacunal también tendrá una gran incidencia y correlación con el desempeño nutricional y por ende, productivo. 

Retos nutricionales en el levante 

Después de esas primeras 5 semanas claves, pasamos a las semanas 6 y 7 donde comienzala mayor ganancia de peso de la polla, que es exponencial hasta la semana 12. Acá el reto es mantener un buen consumo de alimento y tener un buen manejo en la uniformidad del lote por encima del 85%, así van a competir de igual manera por el alimento, y vamos a tener uniformidad en la producción. 

¿Qué debemos hacer para alcanzar estos retos?Lograr que se cumpla el consumo acumulado, que la polla desarrolle la voracidad y la capacidad de ingesta, para que logre el peso. 

Las dietas para esta etapa tienen que seguiraportando proteínas y energía para el desarrollo muscular que todavía se está consolidando en el ave, pero a su vez tienen que añadir un nutriente fundamental que es la fibra, que ayuda a modular el tracto gastro intestinal, para que se vaya volviendo robusto, más grande, y tenga mayor capacidad de absorción. 

A partir de la semana 11, las dietas se vuelven mucho más diluidas, porque necesitamos generarle más capacidad de ingesta. 

El ave arranca consumiendo entre 10 y 11 gramos en la primera semana, y de la semana 18 a la semana 20 ya debemos estar haciendo que se coma 10 veces lo que se comía en la primera semana, entonces es bastante fuerte el incremento del consumo, así que hay que preparar al ave para que desarrolle la voracidad y la capacidad de ingesta. 

El siguiente reto es que entre la semana 16 y 21 debo subir aproximadamente 40 gramos de consumo, significa que debo doblarlo, lo que implica que de la semana 10 a la 16 tengamos que preparar la capacidad de voracidad del ave, y para esto la presentación del alimento es clave. La dieta en este periodo debe contener un alto contenido fibroso sumado a buenas prácticas de manejo en campo para garantizar ese consumo. 

Para concluir, en resumen estos son los retos en los que debemos enfocar nuestra nutrición en las etapas de cría y levante de gallinas ponedoras:

-Tener una composición nutricional de acuerdo con los requerimientos nutricionales de la pollita y pollona.

-Contar con una buena presentación del alimento de acuerdo con la necesidad fisiológica del ave (un buen crombelizado o micorpelet sumado a una molienda gruesa) durante su periodo de desarrollo.

-Garantizar un consumo acumulado eficiente nos permitirá en el periodo crítico, de 16  a 22 semanas, lograr rápidamente los incrementos de consumo exigidos durante la madurez sexual y comienzo de producción del ave, sin dejar de lado el cumplimiento del peso exigido por la casa genética elegida.

-Lograr una uniformidad del lote de aves lo más parejas posible, esto permitirá que en su etapa productiva logren no solo un excelente pico productivo, sino una excelente persistencia de ese pico de producción.

Contemplamos estas 4 mediciones principales, siempre teniendo en cuenta que la producción es un sistema integral que va a tener variables que se relacionan entre sí, y para lo cual existe un aliado tecnológico: el internet de los animales y la analítica, que nos permitirán tomar decisiones en tiempo real y hacer los ajustes nutricionales necesarios para pasar a la fase siguiente, la producción. 

Lo invitamos a leer el siguiente artículo que desarrolla el tema de la nutrición durante la etapa de producción. 

¿Quieres saber más de la nutrición en la cría y el levante?

Contacta a uno de nuestros consultores técnicos y recibe más información sobre la nutrición en ponedoras aquí 

¿Tienes dudas? 

Te invitamos a contarnos cuáles son, comentando este artículo, o enviando un mensaje a través de nuestro formulario de contacto. También puedes interactuar con nosotros, a través de nuestras redes sociales:


 

 

 

¿Te gustó el articulo? Compártelo


25 Sep 2019

Nutrición en ponedoras: lo que debemos saber sobre las etapas de cría y levante

Nutrición en ponedoras: lo que debemos saber sobre las etapas de cría y levante 

18 Sep 2019

40 años Premex: ¡Gracias a nuestros protagonistas!

40 años Premex: ¡Gracias a nuestros protagonistas!